Últimas noticias

Maruja Vilches “Inamovibles no podemos ser. Tenemos que estar abiertos a cambios”

Maruja Vilches, hermana mayor de los Javieres. / Sevilla Directo.
Maruja Vilches, hermana mayor de los Javieres. / Sevilla Directo.

Maruja Vilches, hermana mayor de los Javieres. / Sevilla Directo.

La primera mujer pregonera de glorias, la primera hermana mayor de penitencia, la primera nazarena… Sin duda, Maruja Vilches es un referente para todas las mujeres que conforman nuestras cofradías. De sus palabras se desprende mucha fe: “Soy una auténtica cristiana y cuando Cristo me pone en el camino hacer un bien me agarro a eso”, explica con claridad. Maruja Vilches reconoce que el trato, no ya en el mundo de las cofradías sino en el cómputo general de la sociedad, no es el mismo para hombres que para mujeres: “Son siempre más grandes los defectos de las mujeres que los de los hombres”, argumenta. La hermana mayor de los Javieres expone los motivos que han llevado a su junta de gobierno a proponer la salida del San Juan junto a la dolorosa, algo que podríamos disfrutar en 2016: “La imagen debería sufrir una pequeña adaptación”, afirma. El Martes Santo necesita cambios profundos y Maruja Vilches no es ajena a ello: “Inamovibles no podemos ser. Tenemos que estar abiertos a cambios”, enfatiza. Una cofrade que desarrolla una labor social encomiable en el Proyecto Fraternitas para el que solicita mayor ayuda en forma de subvención por parte de las instituciones.

El hecho de ser una corporación céntrica, ¿dificulta la vida de hermandad y el crecimiento de los Javieres?

Cuando las hermandades están ubicadas en un lugar llega un momento en el que su radio de acción ha llegado al culmen, por ello el crecimiento nos lo dan los niños. La corporación va creciendo poco a poco, aspecto que se palpa cada Martes Santo. Llevamos 90 monaguillos, un número muy importante. Hay una gran cantera que sigue apostando por una hermandad de `negro´.

Besapies Cristo de las Almas 2015-Álvaro Aguilar

Besapies Cristo de las Almas 2015-Álvaro Aguilar

¿Cómo es la juventud de una hermandad de corte `serio´?

A pesar de lo que nos parece y pensamos que Sevilla es una ciudad tan alegre, de cielo azul, tan clara, tan luminosa… Hay siempre un sentimiento en la pasión de Cristo que se inclina por la seriedad y los jóvenes apuestan mucho por ello. Quizás lleven una vida tan abierta y espontánea que en determinados momentos necesiten encontrarse a sí mismo.

Se va a celebrar un cabildo muy importante en la Hermandad, ¿por qué cree que es positivo que San Juan Evangelista acompañe a la Virgen de Gracia y Amparo?

La primera razón y principal es por la devoción que ha creado entre la juventud la imagen de San Juan Evangelista. En segundo lugar porque creemos que el San Juan en la divina conversación evangélica le añade ese dolor, le imprime cierta seriedad. Y en tercer lugar, porque pensamos que la talla es una obra de arte garantizada por Juan Manuel Miñarro que desde hace muchos años nos confirmó que merecía la pena que fuese admirada por Sevilla. Nos hemos tomado nuestro tiempo, hemos dejado que la devoción vaya calando en la Hermandad. Creemos que es el momento de consultar a los hermanos si la salida del San Juan con la Virgen podría ser un motivo más de grandeza para Sevilla.

¿El objetivo es que sea para la próxima Semana Santa?

Va a depender de los hermanos y de la disponibilidad que tenga la Hermandad para poder llevarlo a efecto. La imagen debería sufrir una pequeña adaptación para que la conversación con la Virgen sea lo más natural y sencilla posible.

¿Satisfechos en la corporación con la restauración de la dolorosa?

Muy satisfechos. Ha superado con creces lo que esperábamos de la limpieza. Quienes la contemplábamos día a día no le notábamos el deterioro, pero poco a poco se le ha ido oxidando la encarnadura y se le formó como un paño verdoso alrededor de la cara. Esperanza Fernández ha hecho una verdadera obra de arte y ha tratado a la imagen con un gran mimo. Estamos muy tranquilos, la Virgen goza de una muy buena salud. Está estupenda.

Hace 30 años, cuando acompaña por primera vez con el hábito nazareno a sus titulares, ¿se imaginaba que iba a llegar a ser hermana mayor?

Ni muchísimo menos, no me imaginaba si quiera que iba a ser nazarena. Anteriormente las mujeres ocupábamos la parcela doméstica en las hermandades donde lavábamos, planchamos, cosíamos… Posteriormente, las normas diocesanas dictaminaron que los hermanos éramos iguales a la hora de los cultos y de las decisiones.

Cruz de guía de los Javieres.

Cruz de guía de los Javieres.

La `valentía´ de aquellas cinco mujeres, ¿ha supuesto el asentamiento de las mujeres en las cofradías de penitencia?

Sí. En la vida, más que la palabra, atrae el ejemplo. Don Carlos Amigo Vallejo dio su aprobación para que salieran cinco mujeres en los Javieres para ver si éramos capaces de llevar adelante una estación de penitencia de una hermandad de `negro´, con la exigencia que ello conlleva. No cabe duda que fue un antes y un después de lo que ha sido la explosión de la mujer dentro de las hermandades de Sevilla.

¿A día de hoy que importancia tienen las mujeres en las hermandades?

Muy grande. Aunque hombres y mujeres seamos iguales, nuestra forma de pensar y psicología difiere bastante de un sexo a otro, y se complementan. Debe ser así, una opinión vista por un hombre y por una mujer puede llegar a grandes cotas enriquecedoras, que no rivalizar.

¿Es consciente de que es el ejemplo del resto de mujeres?

No lo sé. No me planteo esas cuestiones, ni sé si soy un referente. Soy una auténtica cristiana y cuando Cristo me pone en el camino hacer un bien me agarro a eso. Intento pasar como Hermana Mayor por alguien que ha tenido respeto, sinceridad, honestidad y sentido del trabajo, crear entre mis hermanos un ambiente de amor en los cuales siempre haya una comunión constante sin desavenencias.

¿Sevilla y las cofradías le han dado a Maruja Vilches su sitio, se ha sentido respaldada?

Sí, en parte tienes que buscarte tu sitio, tienes que darte a respetar. Simplemente debes configurar ese gran número de hermanos mayores que trabajan día a día en pro de sus hermandades, aprender e enriquecerte de ellos. También le digo que no hay la misma vara de medir para un hombre que para una mujer, no como hermana mayor, sino como simple empleada, directiva… como no la hay cuando bebe un hombre o una mujer… Son siempre más grandes los defectos de las mujeres que los de los hombres. Hasta que no cambie esa situación no habrá cambiado la igualdad entre nosotros. Si una mujer es fuerte y valiente no le da oído a este tipo de situaciones y lo que procura es poner siempre un poco de cordura.

La primera mujer nazarena, la primera pregonera de glorias, la primera hermana mayor… ¿le gustaría ser la primera mujer pregonera de la Semana Santa?

Nunca he buscado un pregón, jamás. El que ha acudido a mí porque ha creído en mi palabra lo he complacido. Sé que es grandioso dar el pregón de Semana Santa, no es cualquier cosa. Si en el camino me lo pone Dios, nunca Maruja Vilches se echará para atrás ante ese reto y procuraré darle a Sevilla todo lo que quiere y merece. Pero repito; nunca buscaré un pregón, ni para mí es algo importante, ni de primera necesidad.

Gracia y Amparo de Los Javieres. Tras la restauración 2015. Foto-Tomás Quifes (5)

Gracia y Amparo de Los Javieres. Tras la restauración 2015. Foto-Tomás Quifes (5)

¿En qué situación se encuentra el Proyecto Fraternitas?

El Proyecto Fraternitas va in crescendo, lo que necesitamos es que las instituciones civiles y religiosas se percaten de que el Polígono Sur es de Sevilla, es nuestro. No podemos poner barreras a hermanos que viven en el Polígono Sur, no podemos poner comillas y decir que allí hay mucha delincuencia. Somos nosotros parte y culpables en algunos momentos de no haberles tendido la mano. Vamos a volcarnos allí.

En el ámbito cofrade, ¿cuáles son los sueños de los niños?

Actualmente tenemos un sueño precioso, la agrupación musical que se ha fundado por Fraternitas desde el primer instrumento hasta la última casaca del uniforme que, por cierto, nos faltan 16. Para costearlos necesitamos unos 2000 euros. Cada hermandad tuteló a un músico y le costeó su instrumento y también se aportó para conformar el profesorado. Si eso lo podemos hacer con una agrupación musical, con unos costaleros… por qué no con unos fontaneros, con una emisora de radio, con unos buenos camareros… ¿por qué no nos subvencionan para que podamos hacerlo?. Lo que necesitamos son subvenciones de la Junta de Andalucía, del Ayuntamiento de Sevilla, de la Diputación, de las fundaciones como las de la Caixa… para poder formar a la juventud y a las mujeres.

El Martes Santo es uno de los días más complicados de nuestra Semana Santa, ¿cree que habrá solución, en forma de cambio, para 2016?

Para la próxima Semana Santa no lo sé porque conlleva un tiempo. Pienso que todo tiene solución. Hay muy buena voluntad por parte de las corporaciones y del delegado de la jornada para que la salida procesional no sea un motivo de tensión sino de relajación, gusto y satisfacción de cumplir con ese importante culto.

Por lo tanto, ¿sois conscientes de que el Martes Santo necesita cambios?

Por supuesto, inamovibles no podemos ser. Tenemos que ser personas abiertas a los cambios y consensuarlos entre todos. No cabe duda que cumplir los horarios es importante, quizá, ahora mismo es imposible porque hay hermandades que han crecido mucho y que tienen el mismo tiempo de paso que hace 10 años. Trabajando en la cuestión de horarios e itinerarios, no solo el Martes Santo, sino todos los días conflictivos pueden llegar a una solución.

Dentro de la buena voluntad, ¿los Javieres estaría dispuesta a cambiar de orden y horario si fuese necesario?

Nosotros lo estudiaríamos con los hermanos. Siempre estamos dispuestos a colaborar sin que perjudique a la Hermandad en demasía y que sea factible con las reglas.

Los Javieres | Foto: Tomás Quifes

Los Javieres | Foto: Tomás Quifes

¿Qué es lo que menos le gusta de la Semana Santa actual, qué ha perdido con el paso de los años?

Perder creo que no ha perdido nada. Con la Semana Santa de Sevilla no pueden ni los tiempos, ni la historia, ni la política. Por lo tanto tampoco van a poder las personas. Quizás hay determinados grupos minoritarios que a la hora de ciertas salidas procesionales numerosas pues se les pasa por la cabeza tomar una actitud que no es adecuada. Esos colectivos estropean algunas situaciones pero son minoritarios y esporádicos. Pienso que vamos a poder con ellos.

Una de las novedades de la Semana Santa actual es la aparición de las nuevas tecnologías, ¿se han adaptado a ellas las hermandades?

Nos hemos adaptado bien. Quizá, el periodismo requiere una serie de premisas importantes y una de ellas es la objetividad. No hay que poner tanta subjetividad en las noticias, no volcar tantas frases entrecortadas que se salen del contexto y dan una imagen inadecuada de la información. Además, en la opinión pensar en qué podemos engrandecer la Semana Santa de Sevilla a través de nuestra palabra y juicios de valor. Tenemos que reforzar nuestra fe y eso el periodista lo tiene que hacer cada día, no alejarse de la fe sino acercarse, no ir en contra de las hermandades sino a favor de ellas…

Es cofundadora del germen de la Hermandad de Pino Montano, ¿qué siente cada Viernes de Dolores?

Cuando ves nacer un río, ese hilo de agua y se va propagando llenando las vegas de todos los campos… es una sensación distinta. Tenía un Cristo de papel mache hecho de periódico que lo hicieron los niños, que estos iban vestidos cada uno de forma distinta, que los `armaos´ acompañaban a un crucificado de plástico… Ver nacer una corporación es algo tan impresionante que, aún hoy día, se me ponen los vellos de punta.

¿Qué siente Maruja Vilches por el Cristo de las Almas y la Virgen de Gracia y Amparo?

Son las imágenes de mi juventud donde me formé en una hermandad, aquí aprendí la importancia del saber que somos hermanos. Que lo que se ha construido en la Semana Santa de Sevilla tiene una palabra clave que es amor. Si no tenemos amor esto no sería una realidad, eso lo aprendí en la Hermandad de los Javieres.

Fran DelgadoAutor: Fran Delgado Entrevistas. Estudiante de periodismo en la Universidad de Sevilla. Hermano del Gran Poder y la Esperanza de Triana. Puedes seguirme en @unfrandelgado.
About Fran Delgado (185 Articles)
Entrevistas en De Nazaret a Sevilla. Periodista. Hermano de la Esperanza de Triana y el Gran Poder. Twitter: @unfrandelgado.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: