Últimas noticias

Primer fin de semana de mayo, en imágenes y video

Cada año, al comenzar el mes de mayo, San José Obrero sale a la calle para recordarnos que el tiempo de Glorias ha empezado. Sin remedio, el calendario sigue su curso. Y eso lo sabe la ciudad. Mes de María que saben a barrio y a devoción. Como ocurrió con San José Obrero, que un año más vivió uno de sus días grandes con una procesión que es el pistoletazo de salida del nuevo tiempo que se abre en la ciudad. Un comienzo de lujo cuando eran las siete de la tarde. La cruz de guía de la hermandad estaba en la calle. Y el barrio, engalanado para la ocasión, esperando a su titular.

Fotografías: Tomás Quifes y José Carlos B. Casquet.

Sones a cargo de la Agrupación Musical de Los Gitanos, Antonio Santiago al martillo y el mismo paso que la corporación utiliza cada Sábado de Pasión para procesionar con Nuestro Padre Jesús de la Caridad. ¿Quién no se pone nostálgico ante este panorama?. Por eso la salida procesional de San José Obrero es una de las citas sentimentales del calendario de Glorias con el que la ciudad celebra la alegría de la vida.

Fotografías: Tomás Quifes y José Carlos B. Casquet.

Exorno floral para un tiempo de gozo que se combinaron en el friso con claveles y rosas blancas con paniculatas, y en cada una de las esquinas del paso y jarras laterales, con camelias blancas y paniculatas. Exquisitez en tonos blancos para un decorado floral que está en su medida y feligresía engalanada con banderas azules.

Petalá en la calle Pinta y dos sevillanas a cargo del coro de la hermandad, de las cuales una se estrenaba para ese momento que los vecinos del barrio viven con emoción. Y aunque el tiempo amenazaba, tampoco faltaron los fuegos artificiales antes de su entrada. Una entrada de poesía con los sones del Ave María de Caccini, la Marcha Real y el Himno de San José. Eran las 23:30 horas y se había puesto punto y final para la primera de las Glorias del calendario.

Vídeo: Tomás Quifes.

Vídeo: Agustín López.

Las Glorias también se viven de puertas para adentro. Y en San José Obrero también tuvo lugar el besamanos que cada año precede a la procesión que es el colofón final a unas semanas intensas en las que la hermandad celebra sus cultos más importantes. La imagen anónima de San José Obrero bajó al presbiterio para recibir el beso de los feligreses de la parroquia de la calle Arroyo.

Fotografías: Tomás Quifes.

Tiempo de oración y reencuentro con María en su mes. Mayo mariano, y Rosario de los Humeros en besamanos para empezar uno de los meses más intensos y bonitos en la tierra de María. La imagen de Nuestra Señora del Rosario fue expuesta en solemne y devoto besamanos en la capilla de los Humeros durante el fin de semana. Manto celeste y exquisitez en un montaje en el que reinaba el color variado de las flores que adornaban el presbiterio de la capilla de la calle Torneo.

Fotografías: Rafa Toro.

About Alberto Espinosa (64 Articles)
Redactor en De Nazaret a Sevilla. Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad Complutense de Madrid. Periodista. Twitter: bertieespinosa.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: