Últimas noticias

Angustias de siempre

Cuando miramos a la Virgen de las Angustias, recuerdas aquello que fuiste y que te hacer ser, lo que eres hoy. Cómo aprendiste a quererla, a sentir el escalofrío inmenso de la cercanía y el dolor de la ausencia, cuando la vida te mandó lejos de este Reino.

Y en la ausencia, duele más el recuerdo que la propia vida. Esa vida que parece tener comienzo cuando las cosas con Ella, se convierten en tus cosas. Poco hay en la vida que supere eso.

La vida duele. De muchas maneras y formas, hiere casi constantemente. Es la dulzura, la templanza, la bondad y la serenidad de la Virgen quien para el tiempo de los latidos acelerados de nuestra existencia.

Todos tenemos una forma. Y es distinta, porque todos somos distintos. Ser de Ella, no puede ser una competición por cuantos días vienes a verla o por cuantas cosas has vivido. Con Ella, importa el corazón y la nobleza, no el número de hermano, si tu familia es o no es conocida o tu implicación en la Junta de Gobierno. La Virgen nos elige, para que cada uno con los dones que tenemos, hagamos acto de servicio por Ella.

Y a veces, es difícil entender qué quiere de nosotros. ¿Cuántas veces se lo has dicho? ¿Cuántas veces te lo has preguntado?

About Álvaro Carmona (71 Articles)
Opinión. Podólogo, poeta y redactor de 'El Programa' de Ondaluz Sevilla. Hermano de San Benito, Dulce Nombre de Bellavista, Pastora de Santa Marina, Araceli, Cabeza y Asunción de Cantillana. Twitter: @alvcarlop

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: